Dubai Mall

Los precios en Dubai y como conseguir descuentos

Los precios en Dubai

Quienes han vivido en Dubái durante un tiempo saben de sobra que los precios en Dubai sólo van en una dirección. ¡Hacia arriba! La fama de país libre de impuestos choca de lleno con una realidad en la que las tasas, abiertas o encubiertas, lo encarecen absolutamente todo, también la hostelería, uno de los pilares económicos.
Las facturas astronómicas de los buenos restaurantes de Dubái están al alcance de muy pocos, sobre todo si hay que utilizar sus servicios a diario… como cuando se viene de vacaciones. Empezando por los desayunos de la mayoría de los hoteles, donde normalmente se justifica con mucha cantidad el exorbitante precio, hasta los refrigerios y las imprescindibles botellas de agua, tan necesarias para combatir el calor de esta parte del mundo… ¡Rara vez se paga menos de 25 Dh (6€) por la de litro en la cafetería del hotel! Este es un ejemplo de los precios en Dubai. Si en otro post os comente ¿Dónde es posible tomarse un cafe en Dubai a precio razonable? ahora quiero informaros como y donde conseguir descuentos en los precios en Dubai.
VoucherSkout es una aplicación de móvil que promete a sus usuarios descuentos del 50% en productos y servicios en seis aéreas diferenciadas: Belleza y bienestar, deporte, ocio y cultura, niños, comida y bebida, y, como no, los característicos Brunch de los viernes, que se han convertido en una de las señas de identidad de Dubái. Una buena idea que estaba haciendo mucha falta en la capital del consumismo, en unos momentos en que Dubái quiera colocarse a la cabeza en el sector turístico mundial, y con la vista puesta ya en la Exposición Universal que tendrá aquí su sede en 2020.

Los precios en Dubai
¡Bueno! y para los menos duchos con el uso de las aplicaciones móviles, o para los que tengan apuros en usar sus teléfonos en el extranjero, quedan las opciones clásicas. Cada vez que se visite uno de los megacentros comerciales como Dubai Mall o Emirates Mall (aquí una de las principales atracciones turísticas) se puede pasar por los mostradores de información… donde aparte de preguntar por cualquier tienda o producto, conviene echar una miradita porque siempre se encuentra algún bono que ofrece sustanciosos descuentos, ya sea un 2×1 o un porcentaje del total de la factura.
En última instancia, en las cajas de los cientos de supermercados y tiendas de barrio donde suele haber vales aunque sólo sea para una ración de pizza… ¡Ah! y no hay que olvidarse de que es precisamente en estos comercios donde hay que abastecerse de agua para seguir el camino sin que se resienta la cartera.

Chillout – Primera cafetería de hielo

Chillout es la primera cafetería de hielo de Oriente Próximo

Seguimos en verano, ¡qué tontería acabo de decir! Si aquí todo el año, o casi, es verano…
Lo cierto es que las temperaturas en Emiratos Árabes Unidos no acompañan para las actividades al aire libre la mayor parte del año, pero en Dubái no van a dejar que eso sea un problema.
¿Frío, nieve y hielo en la estación más cálida? ¡Claro que sí! El dinero no es un impedimento para que los visitantes se den un respiro de los cuarenta y pico grados que les envuelven día y noche. Al menos tres sitios se mantienen “frescos” y aseguran cogerse un buen resfriado si no se tiene cuidado. ChillOut Lounge, Ski Dubai y el Ice Rink prometen escalofríos y temblores pero no precisamente de miedo…
Está bien, sí… me olvidaba. Los viajeros que vienen del Hemisferio Sur saben disfrutan por estas fechas de sus vacaciones de invierno, pero aquí esa palabra, invierno, no existe en el diccionario. Así que han tenido que inventársela, aunque sólo sea a cubierto y por algunas horas.

chillout

El Chillout es la primera cafetería de hielo de Oriente Próximo. Se inauguró en 2007, y le han hecho un importante lavado de cara el año pasado. Antes de entrar, a los visitantes se les entrega ropa térmica para mantener el calor corporal dentro del recinto, donde la temperatura se mantiene en unos heladores seis grados bajo cero. De todas formas, en la antesala la temperatura está en unos “confortables” 5ºC que permiten aclimatarse mientras se abrochan la parka y se enfundan guantes y gorros.
Ahora ya sí, antes de tomarse un snack o incluso un chocolate caliente, pueden admirar en el Chillout multitud de esculturas de hielo que representan los edificios más singulares de la ciudad. Destaca, como no, una impresionante reproducción del Burj Khalifa, de más de dos metros de alto. La carta es variada, pero desde luego, lo que más apetece es algo calentito… y más si pensamos que las mesas, las sillas y hasta los cuadros de las paredes están tallados en bloques de hielo.
Los más osados pueden optar por echarse unas carreras en el Ice Rink, una de las principales atracciones del centro comercial Dubai Mall. La pista, de tamaño olímpico, tiene una capacidad de hasta 2.000 personas y ha albergado competiciones internacionales de patinaje artístico. Es una de las atracciones favoritas de los adolescentes de Dubái, donde quedan con sus amigos para practicar nuevas figuras y echar carreras. Y por qué no, para el visitante ocasional que no dejará de asombrar a sus conocidos cuando regrese a casa y diga que aprendió a patinar sobre hielo en Dubái… Y en verano.
Nada más sencillo: El Ice Rink ofrece clases profesionales de patinaje artístico y de hockey sobre hielo para todas las edades. Incluso acoge de vez en cuando sesiones musicales de skate-disco.

ski dubai

Por si fuera poco, y por si eso de patinar en horizontal no resulta bastante excitante, pues nada mejor que deslizarse por una pista de ski en otro centro comercial. El Mall de los Emiratos tiene en su interior una verdadera estación de ski cubierta de más de 22.000 metros cuadrados (el equivalente a tres campos de fútbol), con nieve nueva producida cada noche, cinco pistas, una de ellas negra, y remontes de última generación.
La más larga de ellas tiene un recorrido de 400 metros y su cima se encuentra a 85 metros de altura -25 pisos-, con una anchura de otros 80 metros. Estas macrodimensiones permiten el uso de las instalaciones hasta por 1.500 personas de forma simultánea.
A sus pies, un parque temático de nieve dispone de una zona de juegos para los más pequeños con toboganes, torres de escalada, trineos y un espectáculo con pingüinos con varios pases al día.
En la entrada va incluida la ropa térmica, necesaria si pensamos que durante el día la temperatura se mantiene a un grado bajo cero y durante la noche no sube de seis bajo cero, pero el alquiler de tablas de snowboard, esquíes y palos es aparte. Un pequeño precio que pagar por ser uno de los privilegiados que ha desafiado las alturas heladas mientras sus compañeros de viaje ni siquiera se han podido bañar en la playa debido a las altas temperaturas del agua que, sin exagerar, ¡quema!

Cine en Dubai Mall – Salas Business Class

Cine en Dubai Mall

Me imagino que a nadie se le ocurre venir hasta Emiratos Árabes Unidos para ir al cine en Dubai Mall… ¡Normal! Con tanto que ver, torres que desafían la gravedad y el vértigo, coches que corren más que el viento (de forma ilegal pero continua), centros comerciales para dar, tomar y regalar (por un precio) como Dubai Mall, el centro comercial más grande del mundo, o una vida nocturna de lujo y oropel (con el precio de las copas a doblón).

Pero si yo les digo que ir al cine en Dubai Mall es una opción nada descabellada, háganme caso. Tampoco me voy a poner exquisito, nada de eso. Las películas van a ser las mismas que vemos en casa, o sea, los últimos taquillazos de Hollywood en su mayor parte. Aunque para los más osados está el tema exótico. Debido a la composición étnica de esta ciudad-estado, siempre hay licencias para el esparcimiento de otros mercados… filmes en tamil, hindi, tagalo o urdu están siempre presentes en la cartelera.

Pero adonde yo quiero ir es un poco más allá. Ya no es tanto lo qué vamos a ver, si no a quiénes vamos a ver y cómo los vamos a ver.  Las pelis son en versión original (con subtítulos en árabe y en inglés o en francés).

Dubai, como Emiratos en general, es un remanso de calma y de libertad en el entorno en el que se encuentra. Nada que ver con su vecino Arabia Saudí, donde todo, o casi todo, está prohibido. Y aquí radica la curiosidad. Las sesiones de los cines de Dubai empiezan a las 9 o 10 de la mañana y acaban de madrugada, y en casi todas, como por ejemplo en las de Dubai Mall, la mayor parte de los espectadores son saudíes. Parejas, grupos de chicos, familias… ¡todos al cine!  Es el no va más para unas personas que en su país no pueden ir a las pelis…. porque en su país… no hay ni una triste sala de proyección, ya que según sus estrictos gobernantes les distraería de tener la mente ocupada en alabar a Dios.  Resulta cuando menos chocante ver a todas esas chicas y mujeres con el rostro tapado pero con los ojos bien abiertos, devorando película tras película durante sus vacaciones.

Y luego están los cines en sí mismos. Salas de proyección como cualquier otra también las hay, no les voy a engañar, pero… ¿salas Business Class? ¡Sí, claro! ¿De Primera Clase? ¡Cómo no! Esto es Dubai. No hay nada comparable a ir al cine con tu pareja y compartir una butaca doble con el respaldo reclinable, carta de almohadas y una mantita para no pasar frío… como en Clase Ejecutiva del avión, ¡sí señor! Y si se quiere ir más allá, ¿por qué no probar una suite con camarero privado y cena a la carta en la butaca? Pues… al alcance de cualquiera por módico precio de tres veces la entrada normal. Sólo hay que acercarse hasta The Beach en la zona de Marina o a Dubai Mall y dejarse llevar por la tontería,  qué sólo se vive una vez, ¿no?

Eso sí, no garantizo que la película sea de Oscar, pero sin lugar a dudas será una experiencia inolvidable. Así que cuando les duela el cuello de mirar para arriba con tanto rascacielos, o la cartera esté temblando de tanto darle a la VISA en los centros comerciales, ¡un alto en el camino, un par de entradas y a soñar en Dubai Mall!

Todas las novedades de la cartelera de cine en Dubai Mall

PD:  Se me olvidaba. También hay un IMAX en Dubái… y a veces en 3-D (en el Ibn Battuta Mall).

 

Dubai Shopping Festival 2015

Dubai Shopping

Si las fiestas de Navidad no han dejado la cartera exhausta y aún hemos decidido llegar hasta Dubái para pasar unos días, o simplemente recalar en la ciudad en una parada en el camino a algún destino más exótico y lejano, ahora es el momento de aprovecharse de las mejores rebajas que los visitantes de los centros comerciales puedan imaginarse.
El Dubai Shopping Festival 2015 es el mayor acontecimiento de compras y de entretenimiento en todo Oriente Próximo y este año cumple su vigésimo aniversario. El Dubai Shopping Festival da el pistoletazo de salida cada comienzo de año a los eventos que han hecho famosa a esta ciudad en todo el mundo y este mes de enero promete mejores precios que nunca.
Dirigido a todos los sectores y a todos los miembros de la familia, promete este año con conciertos de figuras internacionales, espectáculos al aire libre, acontecimientos deportivos, y sobre todo, rebajas, rebajas y más rebajas, el mayor atractivo del Dubai Shopping Festival. “Estaréis en casa este enero” es una de las preguntas que con más frecuencia oyen los expatriados residentes en esta ciudad-estado durante las vacaciones de Navidad en sus países de origen. Y no es en vano… precisamente el Shopping Festival, que se celebra desde el 1 de enero hasta el 1 de febrero, ejerce de imán para quienes ven la oportunidad de oro para hacerse con ese capricho soñado a precio de saldo.
Dubái se convierte estos días en la Meca de las compras. Todo listo y dispuesto para que el visitante y el residente lo tengan todavía más fácil que de costumbre. Las ofertas se multiplican por los centros comerciales de la ciudad, e incluso lugares ya de por sí populares entre la población local como Global Village reducen sus precios. Acercarse hasta allí un fin de semana puede tener más de safari que de tarde de tiendas. Entre los pasacalles, los artistas callejeros, las oleadas de túnicas blancas y negras de los locales, los coloridos saris de las mujeres del Indostán, será difícil hacerse un hueco para acceder al recinto, pero si se logra, ¡ah, amigo! el viaje habrá valido la pena. La oferta siempre supera a la demanda y no será difícil hacerse con un papiro egipcio, un sarong malayo, incienso de Omán o auténtica yerba mate argentina.
Eso sí, para los más exquisitos siempre están los grandes mall que han hecho famosa a Dubái. Ahora es el momento de acceder a ese bolso de Luis Vuitton, ese reloj Omega (de señora o caballero) o a ropa de diseño (de Kim Kardashian, por ejemplo) para los niños de la casa. Los jóvenes lo tienen fácil… auriculares Beats by Dr. Dre a mitad de precio que en Europa… una oferta que ningún bolsillo pudiente podría rechazar. Eso sí, como en todos lados, ojo a las gangas, revise la mercancía y llévese el recibo por si tiene que reclamar.
Para las economías de recursos moderados o para quienes las compras no dejan de ser una mera necesidad básica, hay entretenimiento más asequible. En el parque Zabeel, o a lo largo del bulevar Mohammed Bin Rashid hay desfiles diarios con bailes folclóricos y trajes nacionales, música en vivo y conciertos internacionales realizados por iconos de la música mundial.
También hay números circenses, mercadillos callejeros y cada fin de semana espectaculares castillos de fuegos artificiales. Así que ¿por qué no hacer un alto entre viaje raudo de autopista en autopista o dejar de mirar para arriba de rascacielos en rascacielos y aligerar la cartera de esos incómodos billetes que tanto nos queman en las manos?